viernes, 23 de junio de 2017

VIATGE A ORIOLA

ORIOLA VISTA PELS ALUMNES

Oriola es una ciudad de la provincia de Alicante y capital de la comarca de la Vega Baixa. Vista desde la explanada del monte San Miguel, donde se encuentra el seminario, llama la atención su extensa vega regada por el río Segura.
De Oriola me llamó la atención su luz, sus recoletas plazas y sus calles limpias que invitaban al paseo. A cada paso me encontraba con palacios y monumentos entre los que destacaría el colegio Diocesano de Santo Domingo, con su precioso claustro renacentista; la Catedral dedicada a El Salvador y Santa María de estilo gótico, barroco y renacentista; vestigios de la muralla que defendía la ciudad; y cómo no, la casa museo de Miguel Hernández, en el nº 73 de la calle Arriba. Una casa de una sola planta pero con mucho encanto; bien decorada con objetos de la época. El patio con su higuera, su limonero…                                                                                                                        
¡No me extraña que Miguel estuviera enamorado de su pueblo!                                                                         
A una escuela de adultos le recomendaría una excursión a Oriola. Ser alumna de una escuela de adultos no significa que no interese el arte, la historia o la literatura.                                         Oriola, declarada Conjunto Histórico Artístico  en 1969. Es una de las primeras de España. Posee también un extenso patrimonio cultural, en el que destaca, entre otros, una colección de órganos distribuidos en varias iglesias. La colección está considerada una de las más importantes de Europa.                                                                                     
La ruta de los murales del barrio de San Isidro. Un museo urbano donde pintores y poetas plasman en sus muros y fachadas todo su arte.                                                                       




¡Visitad Oriola no os defraudará!
Os dejo una poesía de Miguel Hernández, en la que invita a visitar su pueblo.
Si queréis el goce de visión tan grata
que la mente a creerlo terca se resista;
si queréis en una blonda catarata
de color y luces anegar la vista;
Si queréis en ámbitos tan maravillosos
Como los que en sueños la alta mente yerra
Revolar en estos versos milagrosos;
Contemplad mi pueblo, contemplad mi tierra.
Miguel Hernández.
Rosa Mª Penalba Places
El día 12 de mayo viajamos a Oriola, uno de los viajes con más poesía, un encanto ya que era el pueblo de Miguel Hernández. Este año se celebra el 75 aniversario  de Miguel Hernández.
              Estuvo bien organizado sin pérdida de tiempo. La llegada a las 10 h al Seminario Diocesano en lo alto del pueblo con una panorámica preciosa. Pudimos visitar la capilla. A las 11h la casa de Miguel Hernández. Las compañeras nos dedicaron  dos poesías, una debajo de la higuera. A continuación  un imponente edificio, el Colegio Diocesano Santo Domingo, del S.XVI, antiguo convento dominico y universidad. Una iglesia preciosa, con frescos maravillosos.
              Los  claustros empedrados circundan un maravilloso jardín. Aquí nos deleitaron con otra poesía.
Un paseo por las calles hasta la Catedral del Salvador y Santa María, la cual es gótica y es la más pequeña de España. A continuación visitamos el Museo de la Muralla. Transporta, a quienes en él se adentren, al pasado islámico de la ciudad. Posee un recorrido de más de 2.200 metros cuadrados.
              A las dos horas recuperamos fuerzas con la comida en un hotel palacete de lujo. A continuación visitamos el barrio de San Isidro decorado con graffitis y leímos una poesía junto al olivar.
              Al regreso en el autobús teníamos la panorámica del Palmeral, declarado bien de interés cultural. Es el segundo palmeral más grande de Europa.
              Un viaje estupendo. Para repetir.
.

     



Merche López

He visitado con mis compañeras de la escuela de adultos Oriola. Me ha gustado mucho la casa de Miguel Hernández. Ver cómo vivían en aquella época a través de los utensilios de cocina, la sencillez de la vivienda, su huerto en la parte trasera de la casa. En el huerto había una Higuera, una pequeña huerta y un corral para animales. Miguel Hernández en sus poesías nos presenta su pueblo, su familia…
            También me impresionó  el barrio de San Isidro, con los grafitis dedicados a él y a sus poesías alegra la visión de un barrio obrero.
            Recomiendo visitar la ciudad, es un pueblo bonito con sus monumentos, catedral, conventos, la casa de Miguel Hernández.
Miguel vivió una época  difícil por la guerra civil. Sus poesías describen su vida. Todo ello unido te transporta a aquella época, que en algunos casos fue bella y en otras muy triste.


Rafa Ridaura

No hay comentarios:

Reconeixement de l’ajuntament de Canals a jubilats i escolars

El passat divendres dia 7 de juliol es va celebrar l’acte d’entrega de reconeixement  als alumnes de tots els centres de Canals. També en...